Interna sin fin en Energía: quién es quién en la pelea que mezcla suba de tarifas, subsidios y tensión política

Los recientes anuncios sobre el acuerdo con el FMI agrandaron la puja entre los funcionarios del sector energético, donde varios responden a Cristina Fernández de Kirchner

Los recientes anuncios sobre el acuerdo con el FMI y sobre cómo se implementarán las subas de las tarifas de gas y electricidad a lo largo de 2022 agrandaron aun más la interna entre los funcionarios del Ministerio de Economía y de la Secretaría de Energía, donde varios responden a la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner.

Para nada es un tema más: además de ser crucial en los gobiernos de CFK y para muchos una de las claves de que Mauricio Macri perdiera las elecciones en 2019, la cuestión energética estuvo sobre la mese de discusión con el FMI hasta último momento. Es que desarmar la madeja de subsidios y sobrevivir a los tarifazos parece una verdadera misión imposible para cualquier gobernante argentino.

Como si la pelea del año pasado entre el ministro de Economía, Martín Guzmán, y unos de sus subalternos, Federico Basualdo, cercano a La Cámpora y subsecretario de Energía, no hubiera sido suficiente, el mismo día que el ministro envió el acuerdo con el Fondo al Congreso, renunció uno de sus asesores energéticos, Javier Papacon duras críticas a las medidas de corto plazo del Gobierno. Guzmán echó a Basualdo y luego tuvo que volver sobre sus pasos: el funcionario de tercer rango sigue en funciones y que el apoyo del ala dura de la coalición gobernante.

infografia

Tarifas

En conferencia de prensa, esta semana la portavoz del Gobierno, Gabriela Cerruti,informó que durante 2022 y 2023 la suba de tarifas para los usuarios residenciales iba a ser menor al Coeficiente de Variación Salarial (CVS) del año anterior, que en 2021 fue del 56,5%.

Los usuarios de mayor poder adquisitivo (se calcula un 10% del total) dejarán de recibir subsidios; los beneficiarios de la tarifa social tendrán un incremento total del 40% del CVS, que rondaría el 22,6%. Y el resto de los usuarios, una suba equivalente al 80% del CVS, un 45,2% aproximadamente.

Con los nuevos anuncios sobre aumentos, muchos funcionarios vinculados a la vicepresidenta quedarán ahora en la incómoda situación de volver a convocar a audiencias públicas

Esta decisión borró el tope de aumento del 20% que a fines del año pasado habían anunciado los funcionarios del área energética que tienen línea directa con la vicepresidenta; una decisión que no parecía tener el aval de Guzmán,del cual depende la Secretaría de Energía.Martín Guzmán durante el discurso de Alberto Fernández en el inicio de las sesiones ordinarias Martín Guzmán durante el discurso de Alberto Fernández en el inicio de las sesiones ordinarias

El tema tarifas fue clave en la negociación con el Fondo Monetario Internacional, que reclamaba una reducción de subsidios. Y desde el inicio se sabía que el aumento propuesto del 20% era insuficiente para acercarse a ese objetivo. Con todo, a fines de 2021 al secretario de Energía, Darío Martínez, no le quedó otra opción que ratificar el tope del 20% a través de su cuenta de Twitter.

Otro cortocircuito entre los funcionarios del área se dio a comienzos de febrero de este año, cuando desde el sector cercano al subsecretario de Energía Eléctrica, Federico Basualdo y del Ente Regulador de la Electricidad (ENRE), dieron a conocer un esquema de segmentación de tarifas por zonas. Abarcaba a 487.000 usuarios residenciales del AMBA, un 10% del total. La mayoría en la ciudad de Buenos Aires, en los barrios de Puerto Madero y en zonas de Recoleta, Palermo, Belgrano y Núñez, Colegiales, Villa Urquiza, Retiro, Saavedra, Villa Devoto y unas manzanas de Caballito.

Otro cortocircuito entre los funcionarios del área se dio a comienzos de febrero de este año, cuando desde el Ente Regulador de la Electricidad (ENRE), dieron a conocer un esquema de segmentación de tarifas por zonas

En ese momento, desde el sector más kirchnerista aseguraron que la propuesta —realizada por el ENRE y el Conicet— se había presentado al ministro Guzmán y al secretario de Energía en diciembre y que sin embargo no había habido avances en la segmentación. Fuentes cercanas a la secretaría aclararon que era solo una propuesta y que no se habían tomado aun definiciones.

Con los nuevos anuncios sobre aumentos, muchos funcionarios vinculados a la vicepresidenta quedarán ahora en la incómoda situación de volver a convocar a audiencias públicas para autorizar los nuevos aumentos, luego de haber asegurado en esas transmisiones que las subas no estarían por encima del 20 por ciento para este año.Federico Bernal, interventor del EnargasFederico Bernal, interventor del Enargas

Funcionarios cercanos a la vicepresidenta y al Instituto Patria

Federico Basualdo, subsecretario de Energía Eléctrica: Logró permanecer en su cargo a pesar de que a mediados del año pasado se anunció oficialmente que el ministro Guzmán le había pedido la renuncia. Incluso por varias horas se había confirmado que estaba fuera del Gobierno. El conflicto, según trascendió, fueron los escasos avances en la segmentación de tarifas que debía aplicarse desde su área. Es un cuadro de La Cámpora y en el comienzo del Gobierno de Alberto Fernández estuvo a cargo del ENRE (entre 2014 y 2015 ya había sido parte del organismo durante la segunda presidencia de Cristina Fernández de Kirchner).

Federico Bernal, interventor del Ente Nacional Regulador del Gas (Enargas): Está al frente del organismo que regula las tarifas del gas en todo el país. Y es uno de los vocales del Instituto Patria que lidera la vicepresidenta.

Soledad Manín, interventora del Ente Nacional Regulador de la Energía Eléctrica (ENRE): llegó al ente en reemplazo de Federico Basualdo. es abogada, investigadora y docente de la UBA. Está especializada en Derecho Administrativo y en Derecho de Consumidores y Usuarios. “No tengo dudas que va tener un excelente desempeño”, dijo Basualdo cuando la nombraron.

Agustín Gerez, presidente de IEASA (la Ex Enarsa): En su cargo, es el encargado de la importación de gas para abastecer al mercado local, entre otras funciones. Asumió en febrero del año pasado. En 2013 comenzó a trabajar en la entonces Enarsa hasta la llegada al Gobierno de Mauricio Macri, donde fue reemplazado.

La última renuncia

El viernes, mientras el Gobierno daba los detalles finales al acuerdo con el FMI, se hizo pública la carta de renuncia de Papa. Fue la segunda: el año pasado había dejado el cargo de Subsecretario de Planeamiento Energético.Javier PapaJavier Papa

Lejos de usar las clásica fórmula de la renuncia por motivos personales, el ex funcionario señaló en una dura carta los motivos de su salida del Gobierno. “Impulsan mi desvinculación las continuas medidas de corto plazo que no se condicen con un rumbo económico desarrollista de mediano y largo plazo, que nuestro país tanto necesita”, expresó.

Fuentes de Economía aseguran que el funcionario fue echado de su cargo y cuando se le comunicó la decisión hizo pública y oficial su carta de renuncia.

“Esto sumado a las formas de gestión prevalentes tanto dentro de su Ministerio (Secretaria de Energía, Gabinete de Asesores), como por fuera (Ministerio de Ambiente), las cuales resultan incompatibles con mi formación profesional, ética laboral y vocación de servicio público”, agregó Papa en el texto.

En el entorno de Guzmán siempre lo definieron como “muy valioso”. “Tiene un perfil técnico que al ministro le interesa mucho. Este reordenamiento es consensuado, no es una novedad. Nada tiene que ver con otras cuestiones”, aseguraron cerca del ministro cuando renunció la primera vez. Esta será la definitiva, al menos en este Gobierno.

Fuente: INFOBAE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.